Descripción Síndrome de malabsorción

Caracterizado por la escasa absorción de nutrientes, vitaminas y minerales desde el tracto intestinal a la sangre. Muchas enfermedades provocan malabsorción, como la enfermedad celíaca, ciertos medicamentos, ciertos tipos de cáncer, algunas intervenciones quirúrgicas, enfermedad hepática crónica, pancreatitis crónica, enfermedad de Crohn, e infección parasitaria persistente

Síntomas Síndrome de malabsorción

Hinchazón, calambres, gas, diarrea crónica, heces grasas y malolientes, pérdida de peso, disminución de la masa muscular

Tratamientos Síndrome de malabsorción

El tratamiento dependerá de la enfermedad que provoque la malabsorción. Si se debe a una pancreatitis crónica, la ingestión oral de enzimas pancreáticas resuelve la malabsorción. Además, se intentarán corregir las deficiencias de proteínas, calorías, vitaminas y minerales. La sustitución intravenosa de fluidos, vitaminas y nutrientes puede ser necesaria si la vía oral estuviera comprometida.

Pruebas diagnósticas Síndrome de malabsorción

Pruebas diagnósticas: Se realizará un examen físico y de la historia clínica. Se realizarán exámenes para detectar la causa de malabsorción como análisis de sangre, análisis de heces, escáner de TC de abdomen, y endoscopia. Pruebas: Conteo sanguíneo completo (CSC), panel metabólico completo (CMP), examen de Lipasa y análisis de orina. Pruebas adicionales que pueden ser necesarias: Prueba de la D-xilosa, prueba de hidrógeno en el aliento, prueba cualitativa de grasa en heces, prueba cuantitativa de grasa en heces, prueba de Schilling de vitamina B12, prueba de estimulación de secretina, biopsia de intestino delgado, cultivo de heces, cultivo de intestino delgado aspirado. Especialidades: Gastroenterología y Gastroenterología Pediátrica

Recomienda
Tenemos 4 preguntas y respuestas relacionadas con Síndrome de malabsorción
¿Tienes dudas de salud?

200 / 200

El número mínimo de carácteres para publicar són 15

Recuerda
  • Se breve y claro
  • Tu pregunta será anónima.
  • Contacta directamente con tu médico en caso de urgencia.