Descripción Melanoma

Los melanomas son tumores melánicos o pigmentados. Normalmente es un tumor cutáneo, aunque también puede afectar el intestino y el ojo (melanoma ocular o uveal). Se detecta más frecuentemente en hombres de raza blanca que habitan en regiones soleadas. Los melanomas se localizan generalmente en el tronco y en los brazos, aunque pueden aparecer en cualquier otra localización. Para la observación y el seguimiento de los nevus seguiremos el ABCDE: asimetría, forma irregular, color no homogéneo, diámetro mayor a 6 mm y finalmente su evolución. No es necesaria la presencia de los cuatro síntomas del melanoma para que sea considerado un melanoma, con que cumpla uno de ellos ya es suficiente y será necesaria su extracción completa, nunca biopsiarlos. Los melanomas cambian de tamaño, morfología y color de forma apreciable en pocos meses. Se estima que el melanoma maligno produce un 75% de las muertes asociadas a cáncer de piel.

Existen cuatro tipos principales de melanoma:

  • Melanoma de extensión superficial: es el tipo más común. Generalmente es plano e irregular en forma y color, con sombras variables de negro y marrón; es más común en personas de raza blanca.
  • Melanoma nodular: generalmente empieza como un área elevada de color azul-negruzco oscuro o rojo-azulado, aunque algunos no tienen ningún color.
  • Melanoma lentigo maligno: generalmente aparece en las personas de edad avanzada. Ocurre más comúnmente en la piel dañada por el sol en la cara, el cuello y los brazos. Las áreas de piel anormal generalmente son grandes, planas y de color marrón con áreas de color café.
  • Melanoma lentiginoso acral: es la forma menos común de melanoma. Generalmente ocurre en las palmas de las manos, las plantas de los pies o por debajo de las uñas y es más común en las personas de raza negra

Causas

  • Factores intrínsecos: genotipo
  • Factores extrínsecos: factores ambientales cómo la exposición a la luz solar. También se ha asociado la aparición de melanoma con el uso de camas de autobronceado.

La radiación ultravioleta causa daño en el ADN de las células formando mutaciones y estas si no son reparadas, pueden pasar la mutación a las células hijas. Dependiendo de la mutación, la célula puede adoptar un carácter tumoral, con alta división mitótica, y formar un melanoma.

Para determinar el pronóstico de un melanoma  lo más importante es la profundidad o el grado de invasión medida en milímetros. El índice de Breslow mide desde el estrato granuloso hasta la célula melánica tumoral más profunda.

Prevención

  • Tomar el sol con protección adecuada.
  • Utilizar el protector solar adecuado y por todo el cuerpo.
  • Utilizar gorras o sombreros
  • Evitar las horas de irradiación intensa (12h – 16h)

Tratamiento

Es muy importante la detección precoz de los melanomas,  ya que permite una extirpación quirúrgica. Tras la cirugía solo los pacientes de alto riesgo necesitan inmunoterapia adicional. Si en un período de 3 a 5 años no se ha reproducido el melanoma, las posibilidades de recaída son mínimas.

Recomienda
Tenemos 26 preguntas y respuestas relacionadas con Melanoma
¿Tienes dudas de salud?

200 / 200

El número mínimo de carácteres para publicar són 15

Recuerda
  • Se breve y claro
  • Tu pregunta será anónima.
  • Contacta directamente con tu médico en caso de urgencia.
Enfermedades y alteraciones